Yo te llamé por tu nombre, tú eres mío

“Yo te llamé por tu nombre, tú eres mío”, este es el título de la predicación de hoy.